Las comisiones se aferran a la lotería de Navidad para pagar la plantà de sus fallas

FINANCIACIÓN DE LOS MONUMENTOS

Las comisiones se aferran a la lotería de Navidad para pagar la plantà de sus fallas

Las casi 400 entidades falleras de Valencia mueven más de 23 millones de euros en venta de papeletas

28.02.2012 -
Comparte esta noticia »

Golpe de suerte. Vecinos y falleros de Montortal-Torrefiel celebrando el segundo premio de lotería de Navidad en 2005. / EFE

Las casi 400 comisiones falleras de Valencia están moviendo cielo y tierra para compensar los malos momentos de crisis con la venta de lotería de Navidad. Aunque todavía no hay cifras de este año, por estar en plena campaña, valga como ejemplo un estudio realizado en los últimos años por la Interagrupación de Fallas que detalla que las comisiones mueven un volumen de lotería cifrado en 23 millones de euros.

Circunstancias, como la menor cuantía recibida de subvenciones de las administraciones públicas y la pérdida o reducción de las aportaciones de los patrocinadores han convertido a la lotería en un pilar  básico para  poder plantar la falla. Algunos dicen que en tiempos de crisis la gente compra más lotería, por aquello de confiar en la suerte para salir de apuros, pero el pulso se verá este mes: es la cuenta atrás para el sorteo del Gordo.  

Entre las comisiones que mueven más lotería se encuentra Plaza de la Merced. «Llevamos 40 números diferentes por toda España. Somos la falla que más lotería vende y ello nos permite estar en sección Especial, si no, sería imposible, y eso que este año ha crecido el censo de 50 a 100 falleros. El 70% del presupuesto del monumento sale de la lotería», explica Fernando Villalba, presidente de Plaza de la Merced. Este colectivo lleva unos sesenta años haciendo lotería de reembolso «y las comunidades autónomas donde tenemos más clientes son Canarias y Galicia. Llegamos hasta a las aldeas donde no hay administración de lotería», añade.

Esta falla y otra veintena de comisiones crearon hace años la Federación de Fallas de Reembolso. «Todavía hay miembros de la comisión que recuerdan el hecho de pegar sellos del plan Sur en los reembolsos de lotería de la falla. O las horas de trabajo invertidas para escribir a mano las direcciones de los clientes. Confiamos en que el Estado no privatice la lotería, porque nos haría polvo a las fallas y a todos los festejos en general», indica.

Pero, como explica Juan Solivares, integrante de esta federación y fallero de San Vicente-Periodista Azzatti, «no todos los asociados sacan tanto beneficio. Hay tres o cuatro comisiones que sí obtienen más o menos un 50% del presupuesto por la lotería, pero la mayoría no. Con el reembolso hemos llegado a muchos pueblos, pero ahora entre que la venden ya en los aeropuertos y casi hasta en los quioscos, está difícil. Hay que hacer malabarismos. En mi falla llevamos en esto 40 años y vendemos nueve números. Calculo que la lotería de todo el año supone un 15% del presupuesto del monumento».

Aunque también hay que apuntar que tienen clientes fijos muy fieles. «Hay muchas anécdotas. Nos llaman, por ejemplo, señoras que han enviudado y que quieren actualizar el nombre y seguir con la lotería», añade Solivares. «Es bonito comprobar que la clientela pasa de padres a hijos o de tíos a sobrinos. Nos llaman de toda España para seguir recibiendo el mismo número», explica Manuel Latorre, de la falla Pie de la Cruz-D. Juan de Villarrasa. Esta comisión juega una veintena de números y el beneficio que obtienen les cubre un 40% del presupuesto de la comisión. Además, venden lotería por internet. «El año pasado este sistema nos fue muy bien. Ahora, con la crisis, no sé si llegaremos a lo que teníamos pensado», añade.

«Este año estamos vendiendo bien. La gente confía mucho en la suerte de Valencia. Llevamos diez números y hay uno que nos pide mucho la gente por ser una fecha del año 2010: el 23710», indica Susi Flor, componente de la comisión Plaza del Pilar. Esta falla realiza siete sorteos de reembolso al año. «Trabajamos mucho para poder seguir plantando fallas de gran calidad», añade. Además, cada fallero de esta comisión está obligado a quedarse 105 euros en papeletas».

 

Números y  fallas fetiche

 

En otras comisiones, como Blanquerías, el cupo obligado por fallero es de un mínimo de 200 euros. «La lotería es una parte importante de los ingresos, pero también lo son los patrocinios o las semanas culturales que organizamos. Todo suma», comenta Javier Vicente Pérez, presidente de Blanquerías. En Menorca-Luis Bolinches, como explica Pablo González, cada fallero se queda 90 euros; en Barraca Columbretes, como detalla Loles Prats, son 60 euros por fallero «y lo que sacamos nos da para un 20% del presupuesto de la comisión»; y en Montortal-Torrefiel, cada fallero vende entre 300 y 400 euros.

La casuística de cada falla es un mundo y, de hecho, singular es el caso de la comisión de Montortal-Torrefiel, que hace cinco años fue agraciada con el segundo premio del sorteo y repartió cerca de 170 millones de euros. Desde entonces, son como una falla fetiche. «Tuvimos doble suerte. En primer lugar, porque nos tocó la lotería. Y, en segundo, porque ha servido para que se apunten más falleros. Había casas donde sólo eran falleros los niños y, como gracias a eso les tocó la lotería, pues al final se han apuntado los padres también. De hecho, hemos pasado de tener unos 400 falleros, a 600», indica Manuel Ferrer, presidente de esta comisión. Desde aquella lluvia de millones en 2005, «nos quitan las papeletas de las manos. Seguimos jugando al 28150», añade.

TAGS RELACIONADOS

 
Comparte esta noticia »


lasprovincias.es

Registro Mercantil de Valencia, Tomo 6732, Folio 122, Sección P, Hoja V74074, Inscripción 1ª C.I.F.: B-97002935. Domicilio social en la calle Gremis nº 1 (46014) Valencia. Copyright © Valenciana Editorial Interactiva S.L., Valencia, 2008. Incluye contenidos de la empresa citada, de LAS PROVINCIAS (Federico Domenech S.A.) y de otras empresas del grupo de la empresa o de terceros.

© 2013 LAS PROVINCIAS Todos los derechos reservados.